fbpx

The Blog

Quito, Patrimonio Cultural

quito

El 8 de septiembre de 1978, Quito fue declarada por la UNESCO como Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Junto con las Islas Galápagos y Cracovia (Polonia) se convirtió en uno de los primeros sitios que se hacían acreedores a esta distinción.

Las razones parecerían obvias para los que vivimos en la capital. Pero te vamos a dar algunos datos. Su Centro Histórico es el mejor conservado y el más extenso de América. Son 320 hectáreas con 40 iglesias, 16 conventos y monasterios y alrededor de 5000 inmuebles patrimoniales.

Los lugares más emblemáticos son: Plaza de la Independencia o Plaza Grande, que tiene a su alrededor la Catedral Metropolitana de Quito; la plaza, iglesia y convento de San Francisco, que datan de 1537; la Basílica del Voto Nacional, un excelente mirador de la ciudad; la iglesia de la Compañía de Jesús, un templo barroco con fachada de piedra volcánica e interiores adornados con hoja de oro, entre otros lugares.

Sus edificaciones republicanas se mantienen como testigos vivos del legado arquitectónico de la época y las muestras de la escuela barroca se mantienen casi intactas con el pasar de los años, como es el caso de la Compañía de Jesús.

Pero además de eso, el paisaje de Quito, su skyline, nos pone a reflexionar sobre lo ingeniosos que fueron los fundadores de la ciudad de aprovechar la topografía de Quito, con sus subidas y bajadas y su entorno natural caracterizado por montañas y nevados.

Quito forma parte de la Hoya de Guayllabamba, localizada en las faldas orientales del volcán Pichincha. Y a pesar de su considerable altura (la capital más alta después de La Paz) su clima es primaveral y soleado la mayor parte del año por su cercanía al paralelo 0º, exactamente a 40 minutos desde la zona comercial de la ciudad.

Quito posee también el Centro Histórico más representativo del Ecuador y el más grande de América, conformado por un extenso casco colonial que incluye variedad de iglesias, capillas, monasterios y conventos, así como plazas, museos, casonas antiguas, edificaciones republicanas y de inicios del siglo XX, además de obras contemporáneas imponentes.

Por toda esta riqueza natural, geográfica, arquitectónica, cultural y estética, la UNESCO reconoció universalmente a la Capital del Ecuador, como Primer Patrimonio Cultural de la Humanidad en noviembre de 1978.

Cabe resaltar que el mundo indígena, a pesar de la represión y olvido al que fuera sometido en la conquista, se encuentra reflejado sutilmente y de manera continua en la infraestructura y arte de la ciudad de San Francisco de Quito, otorgándole unicidad e identidad propia en relación con otras ciudades. No es la estructura colonial por si sola lo que hace de Quito una ciudad Patrimonio Cultural de la Humanidad, son las características de fusión con lo indígena lo que convierten a su arte en una mezcla única en el mundo.

Los encargados de lograr este sincretismo en las artes, especialmente en la escultura y la pintura reflejada en templos y museos de Quito, fueron los artistas ecuatorianos, indígenas y mestizos como Manuel Chili o Caspicara, Miguel de Santiago, Nicolás Javier Goríbar, José Olmos (Pampite), el Padre Bedón, Diego de Robles, Manuel Samaniego, el Padre Carlos, Antonio Salas, Bernardo Legarda y demás miembros de la que constituyó la “Escuela Quiteña” de Pintura y Escultura.

De la antigua ciudad de Quito, tierra de Quitus, Karas, Cotocollaos, y variedad de conglomerados humanos que llegaron a habitar el Reino de Quitu, no se conserva más que el recuerdo, ya que el Quito prehispánico fue totalmente destruido con la llegada de la Conquista y el establecimiento de la ciudad colonial posterior de San Francisco de Quito.

Por sus singulares características el Comité Intergubernamental del Patrimonio Cultural y Natural de la Humanidad se inclinó por la ciudad de Quito, Ecuador, como patrimonio del pasado a ser conservado para conocimiento de las generaciones futuras. Con el propósito de preservar la ciudad de Quito, el congreso del Ecuador creó el Fondo de Salvamento del Patrimonio Cultural (FONSAL) para que trabaje en la restauración, conservación y mantenimiento del patrimonio de Quito, así como para la revitalización cultural de sus costumbres y tradiciones.

Quito, capital latinoamericana, Patrimonio Cultural de la Humanidad, merece ser visita y descubierta. Ilustra una historia y cultura que traspasa el periodo colonial y se mezcla con la vida moderna del Quito actual y con el pasado remoto de los Andes.

 

 

Deja un comentario

Your email address will not be published.